Amar y aprender de los ancianos No sé por qué, pero Dios me ha dado mucha compasión y amor por los ancianos que conozco. Me gusta cuidar al suegro, visitar una casa para ancianos. Dios me pone en el camino a muchas personas de mayor edad. Me enseñan mucho.

Mostrando todos los resultados 1